Todos los años en septiembre tenemos ciruelas claudias en abundancia, las trae mi marido de la finca de un amigo,  hago un reparto a conocidos, me quedo unas poquitas para comer y hago como un par de kilos en mermelada, no me gusta hacer más por que pierde calidad y por que me gusta hacer de otras frutas también.
  Este año me ha quedado deliciosa.
     He desarrollado una técnica para hacer mermeladas de estas que tienen que pasar por pasapuré, como no me gusta esa sensación de puré que les queda he buscado la manera de darle brillo y melosidad. Además no me gustan las mermeladas muy dulces, siempre reduzco la cantidad de azúcar de las recetas. Os explico como lo he hecho:
      INGREDIENTES
Unos dos kgs de ciruelas
Medio kilo de azúcar
1 limón
1 vaso de agua
     ELABORACIÓN
  Lavamos bien las ciruelas y quitamos el hueso central, ponemos en trozos  y añadimos un poco de zumo de limón, en una cazuela amplia y alta (al final salpica mucho). Dejamos a fuego bajo 45 minutos  más o menos, hasta que la fruta se ablanda. A continuación la pasamos por el pasapuré y  volvemos a poner  a reducir la fruta, dándole vueltas continuamente.
   Por otra parte vamos a poner la mitad del azúcar  con medio vaso de agua y zumo de medio limón  para hacer un almíbar, que tiene que quedar muy espeso, de tal forma que caiga en hilo gordo si intentas dejarlo caer desde la cuchara, que tenga dificultad para caer.  Cuando consigamos ese punto lo retiramos del fuego.
Seguimos trabajando la fruta para que se reduzca sin pegarse, añadimos el resto del azúcar y removemos unos minutos más.
  Finalizamos mezclando la fruta con el almíbar y dejamos hervir juntos unos minutos. Retiramos y ponemos en tarros previamente esterilizados, yo lo hago en el microondas poniendo un poco de agua en el tarro y dejando unos minutos a máxima potencia.
  Cuando la mermelada está recién sacada la metemos en los tarros y cerramos bien, con el propio calor de la mermelada cogerá presión y no es necesario hacer nada más.
 La cantidad de azúcar que se recomienda en todas la recetas es el peso de la fruta una vez cocida o la mitad del peso de la fruta en crudo, yo le pongo siempre un poco menos, pero creo que es conveniente que la probéis para decidir si queréis que sea más dulce.

pi